fbpx

Studio Australia Barcelona Blog

Cómo recuperarse de una hernia discal en 3 semanas

Parte 1

Hace cinco años a Natalia Laing, directora de Studio Australia Barcelona, le diagnosticaron una lesión de espalda desafiante. Pero no sólo eso, sino que también le identificaron problemas degenerativos importantes debido a su carrera como atleta y bailarina contemporánea y que precisaba entender que estas dolencias eran permanentes y podrían complicar su recuperación.

Lo irónico es que este tipo de diagnóstico constituye su especialidad como profesional de rehabilitación y ahora lo que necesitaba reparar y cuidar era su propio cuerpo.

Esta serie de 3 partes relata cómo evolucionó su dolencia, cómo se recuperó, qué aprendió como especialista en la rehabilitación a través de su propia experiencia, la información que desearías conocer sobre lesiones discales, y su programa continuo de mantenimiento.

Cómo Natalia sufrió de una hernia discal

Hace cinco años, Natalia se dobló para demonstrar un estiramiento de glúteo en el barril durante una clase, algo que hace por lo menos 10 veces al día. Después no podía enderezarse bien. Como la mayoría de nosotros, cuando sentimos una punzada, seguimos adelante pensando que se pasará el momento. Al siguiente día, no podía levantarse de la cama, ir al baño o caminar sola. Estaba desamparada.

La única manera de moverse era gateando y con muchísimo dolor.

Durante los últimos 23 años, Natalia ha tratado con éxito a cientos de personas que tienen lesiones discales y ha desarrollado su propio método de Pilates que ayuda a que las personas vuelvan a trabajar, hacer deporte y disfrutar de las actividades regulares de la vida en pocas semanas.

Su objetivo siempre es asegurar que sus clientas se fortalezcan, entiendan sus lesiones y la fuente de los dolores y que recobren confianza al saber que, a pesar de sus dolencias, las recurrencias se pueden manejar.

Proseguimos con la experiencia de Natalia y en cómo se recuperó de sus dolencias y volvió al trabajo en 3 semanas.

Términos médicos para las lesiones de espalda

Antes de hablar del diagnóstico de Natalia, probablemente sea útil entender los términos que usan los médicos y profesionales de rehabilitación para describir las lesiones de espalda y de la columna vertebral.

Recibir un diagnóstico de un problema discal puede resultar confuso.

Los profesionales médicos usan todas estas descripciones para describir una lesión discal según la gravedad o daño:

  • Herniado
  • Desplazado
  • Ruptura
  • Prolapsado
  • Comprimido
  • Sobresaliente
  • Protuberante

El diagnóstico de las lesiones discales de Natalia

En cuanto Natalia pudo moverse, fue al hospital para hacerse una resonancia magnética. Este es la única prueba para poder ver las lesiones discales y daños de los tejidos blandos cerca de la columna vertebral.

Este fue el diagnóstico de Natalia:

•   signos de espondilosis lumbar (osteoartritis degenerativa de las articulaciones entre las vértebras y/o forámina neural)

•   schmorl (estas son protuberancias de los materiales discales dentro de la superficie del cuerpo vertebral).

•   pequeña hernia aguda-subaguda abajo de la vértebra L4

•   rectificación de lordosis fisiológica en la posición supina

•   degeneración discal de las L1-L2, L2-L3, L4-L5 y L5-S1

•   pequeña protuberancia posterior focal 1-L2

•   pérdida del espacio y altura entre las L2-L3 y extrusión de hernia discal superior y foraminal

•   disco protuberante difuso L4-L5

•   protrusión focal mínima foraminal izq. L5-sl y rotura del anillo fibroso

•   cambios degenerativos en la articulación faceta lumbar

•   Canal espinal lumbar a la altura de las L3-S1, segmento de tamaño normal

Si vienes a Studio Australia Barcelona, te pediremos que traigas tu diagnóstico médico y cualquier resonancia o radiografía que tengas para ayudarnos a confeccionar el programa adecuado para el cuidado de tu cuerpo.

Una descripción sencilla de un disco herniado

Entre las vértebras de tu columna tienes discos. Estos discos son como unos cojines pequeños que tienen un anillo o borde en forma `donut´ y una parte más blanda en el medio. Separan los huesos de la columna y te permiten doblar, flexionar y girar la espalda además de tomar el impacto del movimiento entre las vértebras, como un amortiguador.

A la derecha puedes ver un esquema sencillo.

Cuando el anillo exterior, el donut, se desgarra (rotura) o sobresale (protuberancia), el centro blando también puede sobresalir fuera de los anillos y esto se llama una hernia discal. Puede ocurrir por muchas razones, como por ejemplo el desgaste, la edad, levantar objetos pesados, hacer fuerza, doblarte (como en el caso de Natalia), y a veces algo tan sencillo como estornudar.

Un disco degenerado es el envejecimiento de estos discos. Puede ser debido a la edad misma o al uso excesivo, la obesidad, una enfermedad, o si la persona fuma.

Es importante que entiendas que esta es una descripción muy sencilla y no médica de algo que puede ser muy serio.

Próximamente en el programa de recuperación de la lesión discal de Natalia:

•   Los primeros 14 días – cómo manejar el dolor y el miedo.

•   ¿Cuáles ejercicios puedes hacer desde casa para ayudarte?

•   Otros tratamientos complementarios que recomienda Natalia para tu recuperación.

•   Consejos fiables para el programa continuo de mantenimiento

Últimas publicaciones

Desde nuestro estudio